lunes, 27 de octubre de 2008

Efecto tarta bienvenida


Hacer un blog lleva su tiempo. En mi caso, primero tiene que aparecer una receta emocionante: debe ser original, tener una pinta estupenda, o valor tradicional… No se, tiene que llamarme la atención. Una vez que sé qué quiero hacer, organizo las compras, busco un hueco para cocinar, hago la foto... Mas tarde me pongo con la parte del texto y luego… ¡a subirlo todo! (Buff, solamente llevo dos recetas y ya tanto curreli…je je)

Luego llega la parte más gratificante, aunque lo dicho arriba también es muy bonito, cuando ves que la ilusión que has puesto, llega a alguna parte. Alguien ha leído tu blog, de hecho hasta es posible que haya dejado algún comentario. ¡Que ilusión!

En esta ocasión la amiga Uso y el amigo Termi además de leer e incluso hacer un comentario se han lanzado a hacer la “tarta de bienvenida”, ¡incluso me han mandado una foto!

Comentan que es peligrosa, se la comieron de una sentada, y que les gusta especialmente cuando ya se ha enfriado, incluso de nevera.

Apuntamos la sugerencia y animamos a todo el mundo a hacer recetas marikeli, a mandar foto, a dar opiniones y sugerencias, a compartir recetas propias….

¡Toda actividad cocinístico-creativa será bienvenida!

2 comentarios:

usi dijo...

Así es querida amiga, así es, transcribiste nuestra experiencia con la tarta de bienvenida casi literalmente...

marilu perez dijo...

Ya sabes, que el chocolate merece el mayor de mis respetos. No podía mentir sobre un tema así.